El Capital Humano, sus orígenes y evolución (1ra parte)

Luego de la Segunda Guerra Mundial del pasado siglo XX en los países capitalistas Industrializados existió un crecimiento ilimitado de la producción y el consumo, con energía barata, gran cantidad de materias primas y gran expansión territorial.

En los años sesenta, se recupera la economía de la Europa Occidental y japón continua desarrollándose se establecen los tres grandes centros del poder capitalista mundial: estados Unidos, el mayor dominio, la Comunidad económica Europea y Japón, antagónicos en el mercado internacional, la adquisición de fuerza de trabajo barata y el control de las fuentes de energías, pero aliados en el mantenimiento del nada justo orden económico mundial.

También en el ultimo periodo de los años noventa del pasado siglo se vio acrecentado el papel del estado en las economías en medio del auge de los monopolios, al producirse una estrecha relación entre los intereses de los grandes grupos de poder económico y las políticas gubernamentales; convirtiéndose el Estado en propietario o copropietario de grandes empresas, incluso, de ramas completas de la economía.

La participación estatal y de los monopolios abarco la actividad científico – técnica, que posibilito el transito a un sistema de ciencia – producción, donde generan y difunden las ideas en un breve lapso de tiempo y se convierten a velocidad vertiginosa en realidades, bienes y servicios. La producción de riquezas comenzó a depender cada vez más de la ciencia y del progreso técnico

Sobre Diego 305 Artículos
Radioaficionado, radioescucha de estaciones de radiodifusión en onda corta, en el XV Mandato Delegado a la Asamblea Municipal del Poder Popular en el Municipio Camagüey, Vice – Presidente del Consejo Popular Vigía – Florat y Presidente de la Comisión Permanente de Transporte y Comunicaciones de esta propia Asamblea Municipal, en el Mandato XVI solo fue delegado, es bloguero de Futuro,mi Cuba, Capital Humano y Cooperativismo en esta plataforma Reflejo.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*