Salud e incapacidad laboral

Tomado de http://prevencionar.com

Definiciones de salud hay muchas y, además, han ido cambiando a lo largo del tiempo. En la actualidad, la definición de la salud más extendida es la que realizó la Organización Mundial de la Salud, que la define como: “estado de bienestar físico, mental y social completo y no meramente la ausencia de enfermedad”.

En esta definición hay que destacar que la concepción sanitaria de salud es ampliada con el enfoque de universalidad, es decir, el concepto de salud debe cubrir tres aspectos: físico, mental y social.

Por otra parte, los daños ocurridos a la salud, entendidos como desequilibrios físicos, mentales o sociales puedes ser clasificado en dos categorías:

  • Contingencias comunes: daños a la salud ocurridos por motivos extra-laborales(fuera del medio ambiente laboral).
  • Contingencias Profesionales: daños a la salud derivados del trabajo (enfermedades o lesiones ocurridas dentro del medio ambiente laboral). Dentro de este apartado se contemplan los casos de Accidente de trabajo y Enfermedades Profesionales, tratados en las próximas páginas.

Cuando un trabajador no puede desempeñar su trabajo por haber sufrido un daño en su salud, cuyo origen sea una contingencia común o una contingencia profesional, se encuentra en la situación de INCAPACIDAD LABORAL, y tendrá derecho al uso de la acción protectora de la Seguridad Social. En función de la duración que tenga la incapacidad laboral, la situación del trabajador puede clasificarse en Incapacidad Temporal e Incapacidad Permanente.

Incapacidad Temporal

La Incapacidad Temporal representa aquella situación en la que es previsible que el trabajador recupere su estado de salud normal en un periodo corto de hasta 180 días, prorrogables por otros 6 meses cuando se suponga que en ese periodo de tiempo el trabajador podrá ser dado de alta médica por curación. Transcurrido este periodo de tiempo. Se examinará el estado del incapacitado a efectos de su calificación como incapacidad permanente. En cuanto a la cobertura económica prestada por la Seguridad Social (o entidades gestoras) y los requisitos para poder optar por el subsidio, existen importantes diferencias en función de que la Incapacidad temporal haya tenido como origen una Contingencia Profesional (Accidente de trabajo o Enfermedad profesional) o una Contingencia Común (Accidente no laboral o Enfermedad Común) y de que se trate de trabajadores por cuenta ajena o por cuenta propia.

Incapacidad Permanente

Se entiende por Incapacidad Permanente la situación del trabajador que después de estar sometido al tratamiento prescrito y de haber sido dado de alta médicamente, presenta reducciones anatómicas o funcionales graves que disminuyen o anulan su capacidad laboral. También tendrá consideración de Incapacidad Permanente, la situación de incapacidad que subsista después de extinguida la Incapacidad temporal por el transcurso del plazo máximo de duración posible según la ley vigente.

La Incapacidad permanente se clasificará, en función del porcentaje de reducción de la capacidad de trabajo del interesado, en los siguientes casos:

Sobre Diego 476 Artículos
Radioaficionado, radioescucha de estaciones de radiodifusión en onda corta, en el XV Mandato Delegado a la Asamblea Municipal del Poder Popular en el Municipio Camagüey, Vice – Presidente del Consejo Popular Vigía – Florat y Presidente de la Comisión Permanente de Transporte y Comunicaciones de esta propia Asamblea Municipal, en el Mandato XVI solo fue delegado, es bloguero de Futuro,mi Cuba, Capital Humano y Cooperativismo en esta plataforma Reflejo.

1 Comentario

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*